GUÍA DE ESTUDIOS SUPERIORES DE GALICIA

Aberto en Enxeñaría Industrial (Nuevo)

Aberto en Enxeñaría Industrial (Nuevo)
GRADO
Ramas del conocimiento:
CIENCIAS
Campus:
UDC FERROL.
Ponderaciones:
Debuxo Técnico 0,2
Física 0,2
Matemáticas II 0,2
Química 0,2
Deseño 0,1
Economía da Empresa 0,1

Los grados abiertos son una novedad que el sistema universitario gallego quiere poner en marcha el próximo septiembre. Al cierre de esta guía, la UDC esperaba contar con dos modalidades: un grado abierto de Ciencias Sociais e Xurídicas y este de Enxeñaría Industrial. Las personas que puedan estar interesadas en cualquiera de las dos opciones deberán estar pendientes de las novedades, porque de momento la entrada en vigor de los grados no es oficial.
En el caso de la Enxeñaría Industrial, lo que se ofrece al estudiante es la posibilidad de cursar durante año asignaturas de cuatro ingenierías diferentes, aunque todas se imparten en el campus de Ferrol. Son las tres específicas y la generalista de la Ingeniería Industrial: Mecánica, Eléctrica y Electrónica junto a la de Tecnoloxías Industriais. Una vez que pase el primer año, es cuando el estudiante tiene que decidir por qué carrera se decanta.
¿Para qué esta propuesta? Para adaptarse a las expectativas de los alumnos más exigentes y evitar en la medida de lo posible el abandono de los estudios. La idea no es nueva, y de hecho sigue la filosofía de Harvard y en general de las universidades estadounidenses de dar a los alumnos la posibilidad de que elijan qué camino seguir tras conocer las alternativas. Eso lo está haciendo la Universidad Carlos III de Madrid, pública y de gran prestigio, con un grado de ingenierías y otro de ciencias sociales, y de hecho han sido expertos de este rectorado los que acompañaron a los gallegos en los primeros pasos de la iniciativa.
Tras matricularse en el grado genérico, cada estudiante —en este caso la UDC propone ocho plazas— contará con un tutor que le ayudará a determinar qué pasos va dando. A medio plazo se espera poder conseguir que ese estudiante, aunque haya elegido una carrera de entre las que se le da a escoger, pueda ir completándola con materias de otros grados que le interesen. De hecho, la universidad gallega piensa sobre todo en este alumno para los grados abiertos, que son muy exigentes: jóvenes trabajadores y centrados que tienen intereses muy diferentes y no se conforman con limitarse a un campo de actuación.